Corazones rebeldes, Varsovia, PLAS 2020, y otros temas literarios

¡Hola, corazones rebeldes!

woman-792162_640

Sé que hace mucho tiempo que no paso por aquí, pero he estado concentrada en otros proyectos, y ciertamente, hemos pasado unos meses complicados, que me han servido para alejarme un poco de todo. Sin embargo, tengo cosas que contaros.

Cerré mi grupo de lectores Corazones rebeldes por la baja participación en el mismo. La dedicación a este grupo me quitaba mucho tiempo, y consideré lo más acertado frenar esa actividad. Esto me ha permitido concentrarme en mis proyectos, y está siendo un tiempo muy bien invertido.

Banners_v2 (1)

Hablando de proyectos, como muchos sabéis, actualmente estoy participando en el PLAS 2020 con mi novela Mejor que un sueño, una comedia romántica ambientada en España. Es una novela fresca y desenfadada, perfecta para desconectar. Ciertamente, no está teniendo la misma repercusión que Beth, la candidata del año anterior, y la experiencia de este año en el premio no me está resultando demasiado gratificante. De hecho, he decidido no presentarme más. Dos ediciones y dos propuestas son suficientes.

También, he tomado la determinación de dedicarme a partir de ahora a escribir historias centradas en el género histórico. Creo que este género se me da mejor, y es el que más os gusta. Me lo habéis hecho saber en numerosas ocasiones, y la falta de interés en mis proyectos de romántica contemporánea me han hecho darme cuenta de que esta decisión es la más acertada.

Mensaje tropical con fondo rosa y coral post para Facebook (1)

Sin embargo, todavía queda un proyecto de este subgénero del que os quiero hablar un poco. Se trata de La noche sobre Varsovia, una comedia romántica ambientada en la Polonia actual. Es una especie de homenaje a la ciudad que fue mi hogar durante mi etapa Erasmus, y como este año hace diez años que viajé allí, quiero celebrarlo publicando novela. Esta será la última de contemporánea y saldrá en septiembre. Espero que le deis una oportunidad, aunque sea por conocer Varsovia.

Y ahora, hablemos de proyectos futuros. En 2021 publicaré dos novelas de romance histórico. Una es totalmente inédita, pero la otra… Es una viaje conocida. Sobre todo para los que habéis seguido mi trayectoria desde el principio.

¿Os acordáis de un libro de relatos llamado Corazones rebeldes? Es un proyecto queportada gustó a algunos, y a otros no tanto. De hecho, la queja común era que preferíais estas historias en formato largo y no en relato. Pues bien, os he hecho caso. Los tres relatos se convertirán en novelas, pero no saldrán a la vez.

En 2021 publicaré Un misterioso admirador, que transcurre en la Regencia. El manuscrito está terminado, pero estoy en proceso de revisión, y como me gusta hacer las cosas sin prisas, habrá que esperar unos meses. Os diré que ha sido realmente complicado partir de fragmentos para construir la casa entera. Es más difícil que empezar desde cero. Solo espero que satisfaga vuestras expectativas. Mi idea es publicarla en enero, pero no hay nada decidido.

En cuanto a los otros dos relatos, aún estoy en proceso creativo con uno de ellos, y con el otro no he empezado, pero no los esperéis para el año que viene. La histórica lleva mucho tiempo, y hay que hacer las cosas bien.

Respecto a la otra novela, solo os diré que transcurre en Europa, también en el siglo XIX. Pero no voy a deciros más, porque quiero guardar un poco de misterio.

Y esto es todo por ahora, a lo largo de estos meses os iré contando más. Espero que estas noticias os agraden. Yo estoy emocionada ante lo que se viene.

¡Gracias por leer!

 

 

Noticia importante

¡Hola, corazones rebeldes!

Me paso por aquí para daros una noticia importante. Después de mucha reflexión, y teniendo en cuenta algunas peticiones que me llegaron en su momento sobre este asunto, he tomado una decisión. Ahí va:

Mi libro de relatos Corazones rebeldes, desaparecerá del mercado, y los tres relatos que contiene se convertirán en tres novelas. Sí, he decidido convertir estas tres historias que marcan el principio de mi andadura como escritora en novelas, y además, sé que a muchas de vosotras os alegrará, porque me pedisteis que lo hiciera.


Serán tres novelas independientes que formarán parte de una trilogía titulada Corazones rebeldes, en homenaje a las heroínas fuertes y valientes que protagonizan estos relatos.


Así que, si queréis leer estos relatos y saber de qué estoy hablando, tenéis hasta el 30 de noviembre para descargar el libro en digital. No hay copias en papel disponibles, porque la publicación en ese formato ya está anulada.


Y si preferís esperar, bueno, os diré que no hay fecha de publicación por ahora, porque empezaré a trabajar en este proyecto a partir de 2020. Entre 2020 y 2021 se publicarán las novelas. Ya os iré contando. Mientras tanto, tenéis muchas lecturas 

Gracias por vuestro apoyo, os prometo que merecerá la pena la espera. Solo os pido paciencia.

 

La imagen puede contener: cielo, exterior y texto

Farewell, Horton Hall!

¡Hola, corazones rebeldes!

malham-cove-3196076_1920.jpg

En este artículo, quiero hacer una pequeña reflexión sobre lo que ha sido esta aventura literaria en los últimos dos años y sobre lo que vendrá más adelante. Como muchos sabéis, mi aventura literaria comenzó en 2017, cuando empecé a escribir mi primera novela, Charlotte Beverly. Entonces, imaginé Horton Hall, aquella imponente mansión en Branston, Lincolnshire, donde se desarrollaba la mayor parte de la trama del libro. Allí Charlotte se enamora de Michael, y a partir de entonces, su vida no será la misma. La mía tampoco.

Para mí, empezó un nuevo camino. Me convertí en una contadora de historias. De historias de amor, ciertamente. Aunque los que me habéis seguido desde el principio, sabéis que Corazones rebeldes fue mi primer libro publicado. Charlotte llegaría después a vuestros dispositivos, en febrero de 2018. En ese instante, muchos me conocisteis y decidisteis quedaros.

Al mismo tiempo, empezaba mi colaboración con la editorial Selecta, entonces Selección BdB. No os imagináis lo que supuso para mí entrar en una editorial entonces: Estaba realmente ilusionada y emocionada, al pensar que alguien se había fijado en mi trabajo y quería publicarlo. Pero como todo en la vida, a veces las cosas se tuercen o no son lo que esperas, y pierdes la ilusión y el entusiasmo del principio.

A pesar de todo, decidí publicar tres títulos más con ellos: Un ramo de violetas (quizás mi novela más desconocida), La candidata perfecta y Tan lejos, tan cerca (estas dos, vinculadas a Charlotte Beverly).

Ahora que ya se ha publicado Tan lejos, tan cerca, he dicho adiós a Horton Hall. He cerrado la puerta, y he dejado que mis personajes vivan sus vidas en la intimidad, sin que yo intervenga. ¿Volveré algún día? Puede, eso nunca se sabe. No debemos descartar nada. No obstante, ese regreso no será de la mano de la editorial, porque ya no formo parte de ella. He cerrado esa puerta, y no voy a volver a abrirla. Si no se está a gusto en un sitio, pues es mejor no estar y punto. He tenido momentos bonitos, he conocido gente buena, y con eso me quedo. Mis libros siguen en su catálogo en digital, y si todo va bien, el año que viene podré publicar en papel Charlotte Beverly y Un ramo de violetas.

Por otro lado, os tengo que decir que estoy realmente contenta con mi experiencia en el Premio Literario de Amazon 2019. He tenido la oportunidad de llegar a más lectores, que se han mostrado entusiasmados con la novela. No pensaba que Beth llegaría tan lejos, y solo puedo estar agradecida por la gran acogida.

Seguiré autopublicando mis libros, con libertad, sin agobios. Os aguardan historias nuevas, que espero que os entusiasmen. Las publicaré de forma más espaciada, pero cuidada y con mucho mimo. Os prometo que la espera merecerá la pena. Pero que no cunda el pánico. En noviembre, si no hay cambios de última hora, saldrá a la venta Perdedores natos, una comedia romántica que espero os haga abrazar al cojín y suspirar.

Como veis, aún tengo mucha guerra que dar, porque me encanta escribir, disfruto, me lo paso en grande, me hace desconectar, y hay muchas historias bonitas que quiero contaros, para que os olvidéis del mundanal ruido y de los problemas. Quiero arrancaros sonrisas y alguna lágrima… pero de emoción y alegría.

¡Gracias por estar ahí!